Un proyecto optimizará la relación de Ford con sus proveedores

Fecha publicación:
31/01/2003
Publicado en:

E. Cones

Valencia. Una de las claves de Ford para mantener sus niveles de flexibilidad en la producción ha sido siempre el estrecho contacto con sus más de 500 proveedores. La multinacional ha querido profundizar en esta estrategia y para ello se ha prestado a participar, junto con el fabricante de motocicletas Aprilia en V-Chain, en un proyecto coordinado por la multinacional DMR Consulting y financiado al 50% con fondos de la Unión Europea correspondientes al programa Growth.


ampliarPulse para ampliar

V-Chain arrancó en febrero de 2001 y concluirá el próximo mes de agosto con un presupuesto total de 4,7 millones de euros y con la participación de un total de 11 empresas españolas, italianas, alemanas, inglesas y francesas. Este piloto se desarrolla en la planta valenciana de Ford en Almussafes y en él participan la Universidad Politécnica de Valencia, el operador logístico de Ford (Exel) y proveedores de la multinacional como son Johnson Controls, Dynamit Nobel o el grupo valenciano F. Segura.

Con V-Chain se pretende mejorar el servicio al cliente final mediante la reducción de tiempos y el cumplimiento de los plazos de entrega del vehículo. Se trata de la respuesta a una problemática surgida de la complicada gestión global de la cadena de suministro que de esta forma pretende dar participación a los proveedores en la toma de decisiones en lo que se ha denominado "cadena de suministro colaborativa".

La iniciativa pretende extenderse a todos los actores que intervienen en la fabricación de un vehículo (proveedores de proveedores) para lograr una reducción de costes gracias a una "empresa virtual" que implique también al operador logístico. A partir de ahora, Ford deberá estudiar su impacto en las horas extras y su rentabilidad para plantearse su aplicación.